¿Mascar chicle es bueno o malo para los dientes? • Guapísimas
Masca chicle si quieres, pero no hagas globos cuando estés con gente - FOTO: Vero Moda

¿Mascar chicle es bueno o malo para los dientes?

Los odontólogos recomiendan mascar chicle (sin azúcar y preferentemente con xilitol) a los pacientes con alto riesgo de caries

Quizá te sorprenda leer esto, pero aunque nada sustituye a un buen cepillado ni a la seda dental, mascar chicle después de comer puede ser un buen plan B. Los odontólogos recomiendan hacerlo a los pacientes con alto riesgo de caries.

Recomiendan mascar chicle siempre y cuando este tenga xilitol. Pero comencemos por el comienzo, como diría la Liebre de Mayo.

Parece ser que masticar determinadas sustancias puede ayudar a nuestra boca a producir saliva, el mejor mecanismo natural con  el que contamos para reducir los niveles de ácido en los dientes.

Los chicles, en este caso, son una buena opción. “Un truco que ayuda a estimular saliva es mascar chicle tras las comidas. La saliva neutraliza los ácidos de las bacterias y protege contra las caries” explica el Doctor Iván Malagón.

Ahora bien, no sirve cualquier chicle. Por supuesto, no puede tener azúcar. De entre los chicles edulcorados, elige siempre el que contenga xilitol, un ingrediente muy interesante que conviene conocer.

Las bondades del xilitol

Se trata de un alcohol de azúcar que se extrae del abedul. Sabe dulce y tiene un súper poder. ¿Cuál? “Pues que las bacterias de la boca no son capaces de fermentarlo”, afirma Bruno Baracco, doctor en Odontología y experto en Odontología Restauradora, que añade: “A partir de este edulcorante no se pueden generar ácidos –con las bacterias como intermediarias- que disuelvan el esmalte”.

Por lo tanto, entendemos que el xilitol es un dulce sin riesgo de caries. “Al contrario. No solo no permite que se formen, sino que se ha visto que es capaz, incluso, de reducir el nivel de las bacterias que, con más facilidad, generan caries (los estreptococos mutans)”, explica el doctor Baracco.

Este es el motivo por el que cada vez más vemos caramelitos, pastillitas y chicles que se venden como “sin azúcar” y que llevan xilitol.

Con todo esto, el Oráculo da su respuesta: Mascar chicle es bueno para los dientes (siempre y cuando lleve xilitol).

Pero no todo son buenas noticias. Mascar chicle tiene dos cosas malas. La primera: muchas personas no soportan ver y/o escuchar a otra persona masticar y la diversión se pierde si no puedes hacer globos. Discreción, ante todo. La segunda, que es el enemigo público número uno del vientre plano.

Al masticar chicle, el cuerpo ingiere aire, lo que causa la hinchazón del estómago y mucha sensación de incomodidad”.