Hay personas que van a la playa 365 días al año - FOTO: Annie Spratt para unsplash

¿Es perjudicial o beneficioso tomar el sol en invierno?

En inverno hay que pasar tiempo al sol para producir la cantidad recomendada de vitamina D

Sí. De hecho, se está poniendo de moda viajar para seguir la tendencia del sungazing. Se basa en tomar baños de sol de forma responsable para mejorar nuestra salud. Responsable quiere decir solo una cantidad determinada de minutos al día, durante el amanecer o atardecer. Esta estrategia parece ser altamente beneficiosa para absorber vitamina D sin dañar nuestra piel.

Según varios estudios, a pesar de que España sea uno de los países con más horas de sol de Europa, la carencia de vitamina D entre la población es igual (o incluso mayor) a la de otros países del continente. La vitamina D es necesaria para que los huesos puedan absorber el calcio necesario, esquivar la osteoporosis, prevenir las enfermedades autoinmunes y, además, es la única que se sintetiza mediante de la exposición solar, aportando beneficios a nuestro cuerpo y ayudando a alcanzar el equilibrio interno necesario.

¿CUÁNTO SOL HAY QUE TOMAR?

Ya no son quince minutos el periodo diario que los expertos recomiendan pasar bajo el sol en inverno para recibir los beneficios sobre la absorción de vitamina D.

Atenta a este dato: El Grupo de Investigación en Radiación Solar de la Universidad Politécnica de Valencia (UPV) ha realizado un estudio para averiguar el tiempo de exposición necesario para dar al cuerpo la cantidad diaria recomendada de vitamina D (que es 1.000 unidades internacionales), sin producir daños en la piel.

El objeto de estudio se basó en pieles del fototipo 3 (pieles blancas que, bajo el sol, primero se enrojecen y luego se broncean) por ser la más común en la población española. Pues bien, se llegó a la conclusión de que en inverno hay que pasar unos 130 minutos al sol para producir la cantidad recomendada de vitamina D, mientras que en meses como abril y julio bastaría con unos 10 minutos, entre otras cosas porque el cuerpo está más descubierto.

En octubre, cuyo tiempo es estable, sería necesaria una media hora para obtener nuestra dosis de sol necesaria.

¿Dónde creen los expertos que hay que recibir esa radiación solar? En el rostro, las manos y el escote. Obviamente, sin usar protección. Una saludable excepción a la regla.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *